Mejores Centros de Pilates para Embarazadas cerca de ti

Al contrario de lo que se cree, las mujeres embarazadas también pueden tener actividades deportivas, esto, ayuda a estar en forma para la etapa del parto, como también a evitar contracciones que normalmente ocurren en esta etapa final. Los pilates son una buena opción para las mujeres embarazadas, ya que los entrenamientos se concentran en fortalecer la musculatura, coordinación, respiración, además de que, mejora la flexibilidad y controla el peso durante el embarazo.

 Ahora bien, las mujeres embarazadas, deben tener precaución y estar bien informadas a la hora de elegir un centro de pilates, puesto que estos deben ofrecernos todo lo que se requiere, como también los cuidados necesarios por si ocurre alguna emergencia, ya sea herramientas como rodillos o esterillas, además del esencial botiquín de primeros auxilios y ojo, para inscribirnos en un centro y empezar a entrenar, debemos consultar primero con nuestro médico.

Centros de pilates para embarazadas por ciudades de España cerca de mi ubicación

Beneficios de las clases de pilates para embarazadas

     Los beneficios de estos entrenamientos, son amplios y muy recomendados para las mujeres que van a pasar por la etapa del parto, algunos son:

  • Previene lesiones
  • Regula o controla el peso durante el embarazo
  • Fortifica el suelo pélvico
  • Disminuye la probabilidad de padecer de diabetes gastrointestinal
  • Mejora y ayuda a la circulación sanguínea
  • Ayuda a la etapa del parto y la recuperación después del proceso final
  • Aumenta la flexibilidad
  • Fortalece la mente, al disminuir la ansiedad por el parto
  • Ayuda contra las contracciones, al haber ejercicios de respiración

     Todos estos beneficios ayudarán al embarazo con la correcta gestación, para así tener un embarazo saludable cuidando al bebe en cuestión.

¿Qué debe tener un centro de pilates para una mujer embarazada?

 Para entrar en un centro de pilates, hay ciertos puntos a considerar, ya que no todos los centros son para mujeres embarazadas, o al menos no se enfocan en este aspecto.

El instructor

Como es de esperarse, algunos de los centros de pilates, cuentan con instructores que no tienen ni un certificado, y es que para ser un instructor no se necesita la mayoría de las veces registrarse en algún lado, por lo tanto, debes tener cuidado en qué centro de pilates entras, ya estos deben guiarte y acoplarse a tus objetivos y metas, sobre todo si estás a punto de entrar en la etapa del parto.

     Además de esto, al visitar un centro de pilates, también debemos tener en cuenta las opiniones de las personas inscritas en estos centros, como también podemos ver opiniones a través de Google, donde con solo una búsqueda podremos tener review de centro de pilates de por nuestra zona.

Precios

     Otro punto a tomar en consideración, son los precios, aunque los centros, en general, suelen tener precios parecidos, los más comunes podrían ser los siguientes:

  • 1 día a la semana: 43 $
  • 2 días a la semana: 60 $

Estos serían los precios más generales, aunque en ciertos centros podemos tener una mensualidad de mínimo, 170 $ mensuales, claro está, ofreciéndonos diversas herramientas. Ojo debemos tener en cuenta, que, en cada país, hay zonas en las que puede ser barato algún centro, pero debemos cuidar que los centros sean legales y cuenten con todos los cuidados pertinentes para una mujer embarazada.

Servicios

La mayoría de los centros de pilates y sus ejercicios, son concentrados también en mujeres embarazadas, claro está si es un centro calificado, y dando la información al instructor para que este se adapte a nosotros. Algunos servicios que nos pueden ofrecer los centros de pilates en general, son:

  • Las telas: Importantes para la flexibilidad, si estas embarazadas es un entrenamiento perfecto para la postura, además de prevenir las lesiones del sistema músculo-esquelético.
  • Fisioterapia: Ideal para la etapa del parto y postparto, controlando el dolor y cuidar la postura.
  • Stretching: A pesar de que este ejercicio, es favorable para la flexibilidad y la fluidez en los movimientos, también nos ayuda a disminuir dolores, como los de la espalda al estar embarazada.

Como pudimos notar, los entrenamientos en los embarazos, si son recomendables, siempre y cuando el doctor lo recomiende, ya que cada experiencia con un embarazo es distinta, incluso, no se recomienda los pilates en preparto porque podría haber riesgo de aborto, específicamente no se puede realizar pilates en las primeras 12 semanas del embarazo.

En simultáneo con esto, debemos dejar de realizar pilates si aparecen contracciones extremas o si tenemos perdida de líquido o sangre. Por estas razones, es importante primero informarnos con nuestro médico de confianza, ya que un paso en falso podría ser brutal para él bebe.